– Arnau B. es un historiador, colaborador en este portal y graduándose en Información y Documentación. Recientemente ha editado su segundo libro, “Manual de Supervivència”. ¿Qué te ha motivado para escribir este libro de 222 páginas? ¿De qué trata?

Se trata de varios artículos de opinión sobre hechos cotidianos o de actualidad, algunos sacados de experiencias propias. Por ejemplo como sobrevivir a la campaña electoral y las elecciones, a una visita de los Testigos de Jehová, a las compras navideñas, a un borracho pesado,etc. Algunos capítulos tratan sobre otras temas como sectas frikis como los mormones o la cienciologia, y al final del libro podemos encontrar dos breves relatos, uno basado en una futuro apocalíptico y el otro en parte está basado en un contexto actual, los protagonistas son dos ni-ni’s.

– Como has comentado, el libro no es de Historia pero me pregunto si ha influido en la redacción del mismo la perspectiva que todo historiador/a tiene de la realidad.

Si que ha influido, por ejemplo en las narraciones aparecen guiños a hechos históricos pero en contextos diferentes o con los nombres de sus protagonistas cambiados. Se trata de universos paralelos, con problemáticas parecidas a las actuales (destrucción del medio-ambiente, riqueza en manos de unos pocos, control policial mediante instrumentos tecnológicos) pero más agudizados.

– Existía la creencia, y en parte aún existe, que con titulaciones universitarias se asciende socialmente en la jerarquía social. ¿Te considerarías ejemplo de esa creencia?

No, especialmente en las titulaciones de letras pero también hay mucha gente con titulaciones de ciencias que tienen que buscarse la vida en el exterior. Las carreras de letras están infravaloradas, no se ven productivas para la lógica neoliberal. Ya llevamos bastantes años donde los precios de las matrículas han aumentado mucho, porque gobierno y patronal no quieren tanta gente en la universidad, les interesa tener mano de obra joven y no cualificada para sectores como el comercio, y la hostelería. Cuando hay mucha mano de obra, poco trabajo y poca sindicación, el capital lo tiene más fácil para bajar salarios y recortar derechos. Si bien es cierto que hay gente que se mete en una carrera de letras para “hacer algo”, también es cierto que están poniendo trabas o  directamente impidiendo ir a la universidad a personas muy válidas que no tienen suficientes recursos económicos.

están poniendo trabas o  directamente impidiendo ir a la universidad a personas muy válidas que no tienen suficientes recursos económicos.

– En tu libro nos muestras, de manera ácida, ciertos tópicos y arquetipos que sirven para hilvanar el contenido. De hecho, gran parte del mismo tiene un trasfondo de experiencia en primera persona. ¿Realmente tienes ese tipo de pensamientos cuando analizas la realidad?

A veces si, pero en el libro lo exagero y lo llevo al extremo para darle un toque humorístico. Quería darle un toque humorístico y coloquial porque aparte de sentirme cómodo escribiendo así, considero que es más agradable que leer un análisi serio con palabras técnicas o lecciones ideológicas.

– El libro está en catalán, ¿tienes pensado editarlo en otro idioma? ¿El uso del catalán viene dado por alguna cuestión política o social?

Si vendo suficientes libros en catalán, no descarto hacer una versión también en castellano para poder venderlo a gente de otros puntos del estado, así que comprenlo, comprenlo jeje. No, es mi lengua materna y con la que me expreso mejor, el castellano no lo empecé a hablar más habitualmente hasta secundaria y al entrar en algunos trabajos. Pienso que las lenguas minoritarias deben protegerse y pienso que la mejor manera de mantener viva una lengua es usándola. No creo que haya un conflicto lingüístico en Catalunya, más allá de ciertos políticos no nacionalistas, es decir nacionalistas pero españoles, interesados en crear una imagen distorsionada de la realidad para ganar votos.

las lenguas minoritarias deben protegerse y pienso que la mejor manera de mantener viva una lengua es usándola. No creo que haya un conflicto lingüístico en Catalunya, más allá de ciertos políticos no nacionalistas, es decir nacionalistas pero españoles, interesados en crear una imagen distorsionada de la realidad para ganar votos.

– Abuelas que te pellizcan en los mofletes al pasear por la calle, oficios que causan desconfianza como fontaneros, dentistas y mecánicos, la proliferación de modernillos y hipsters, gente que va al gimnasio, cuñaos de bar… ¿Quién se salva de los dardos envenenados en tu libro?

Me he dejado alguno, por ejemplo los revolucionarios de las redes sociales que después en la realidad no hacen nada o hacen el contrario de lo que dicen. Un ejemplo de practicar humor con algunos especímenes es el libro La conjura de los necios” de Toole o actualmente Valero Sanmartí, los dibujantes Roger Peláez o Pedro Vera y sus “Ranciofacts”

También quiero aclarar que hay algunos de estos personajes que pueden ser buenas personas en realidad y/o tener aspectos positivos, por ejemplo un modernillo puede estar obsesionado en ir con determinado aspecto a la hora de vestir, ir a determinados bares o tiendas, pero luego en el trato personal puede ser un tipo agradable. Lo mismo que un cachillas puede estar parte de su tiempo obsesionado en su cuerpo pero en el trato personal ser un “osito”. Lo que quiero decir, es que en el libro saco los aspectos más “tontos” que encuentro de algunas personas, pero no quiere decir que no me puedan caer bien en otros aspectos según que modernillo, cachillas o hasta cuñao de bar.

portadallibre1

– ¿Has pedido algún amigo por escribir este tipo de textos? ¿Después de leerlo alguien ha considerado que te estabas refiriendo a él y se ha enfadado?

No, todos son propios, siempre he sido un tipo bastante observador, y además me gusta escribir, a veces para “desfogarme”, y otras porque se me pasa alguna idea por la cabeza que puedo considerar interesante y la escribo para acordarme o para difundirla con un libro por ejemplo.

De momento acaba de salir y solo lo he enviado por correo a algunos amigos y familiares, no creo que nadie se enfade porque además las pocas referencias a hechos y personas reales son anónimas o descontextualizadas. Además prácticamente todas las personas a las que “meto caña” han pasado en algún momento de mi vida, no son amigos, ni familiares.

– Si el Mercado Laboral entiende que los historiadores e historiadoras no sirven para gran cosa, es de suponer que has debido de delegar toda la elaboración del libro a terceras personas, ya que más allá de recitar la lista de reyes godos, todo el mundo sabe que un historiador no sabe hacer la “O” con un canuto. ¿O nuevamente el pensamiento único se equivoca?

A un historiador no le sirve de nada recitar los grandes personajes históricos o hechos y años, sino saber interpretarlos: ¿Por qué sucedieron? ¿En qué contexto? ¿Quien había detrás de estos “grandes personajes”? Ser historiador no es empollar una serie de hechos y escupirlos, sino conocer las causas por las cuales se dieron estos hechos. Si más gente conociera hechos históricos como la subida del fascismo de entre guerras, seguramente no se hubiera producido el auge de la extrema derecha en varios países de Europa. La historia también debe servir para no cometer los errores del pasado, que seguramente no se repetirán de la misma forma pero tendrán una serie de patrones parecidos.

A un historiador no le sirve de nada recitar los grandes personajes históricos o hechos y años, sino saber interpretarlos: ¿Por qué sucedieron? ¿En qué contexto? ¿Quien había detrás de estos “grandes personajes”? Ser historiador no es empollar una serie de hechos y escupirlos, sino conocer las causas por las cuales se dieron estos hechos.

– Como historiador, ¿en qué proyectos andas indagando?

Hará ya tres o cuatro años que cree una web sobre historia del s.XIX y XX de mi ciudad: historiadesabadell.com, con biografías de personajes de todas las ideologías y clases sociales, el sindicalismo revolucionario, la represión franquista o el llamado “terror rojo” ante el golpe de estado. Sabadell tiene una serie de personajes interesantes, desde anarquistas como Mateo Morral, Teresa Claramunt, Edgardo Ricetti; a reaccionarios com Fèlix Sardà i Salvany o Joan Sallarès i Pla. Me gusta sobretodo la historia contemporánea y si bien hay numerosas biografías o libros muy interesantes sobre la historia de la ciudad como “Informe de l’oposició” de Andreu Castells, ví que faltaba recopilar e ir recogiendo más información para ponerla al acceso de todo el mundo en internet.

– Debes de conocer a un montón de compañero y compañeras de profesión. ¿Cual crees que es el porcentaje de los mismos que puede vivir gracias a su oficio? ¿Has logrado tener alguna vez un trabajo relacionado con tu formación?

Unos cuantos, aún tengo contacto con ex-compañeros de clase, también con otros historiadores por amistad y afinidad ideológica. Muy pocos de los historiadores que conozco viven de su profesión, de hecho solo conozco a uno que está trabajando de archivero. Se de dos con los cuales no tengo relación que si que se dedican o se dedicaban a la enseñanza.

Nunca he tenido trabajo relacionado con mi profesión. Cabe decir que yo me licencié en historia pero luego no hice ningún máster ni doctorado, en buena parte por los altos precios de estos y porqué observé a varios compañeros que habían hecho un máster y tampoco encontraban un trabajo relacionado con este, pensé en hacer el máster de archivistica o el máster de profesor pero viendo el panorama y que estaba pelado, lo deje estar.

– ¿Qué opinión te merece el academicismo? ¿Consideras que fuera de la Academia hay más vida que dentro?

Tener un título universitario actualmente no supone ser más inteligente que los demás, en la universidad hay el mismo porcentaje de idiotas que fuera de ella, también de gente que mola, claro. Yo estudié historia por amor al arte, porque era lo que me gustaba. Si bien es cierto que historia es una carrera útil para tener “culturilla” general, que no quiere decir que esta no se pueda obtener por uno mismo.

Nunca he estado dentro lo que sería la Academia, lo que si te puede decir respeto a los profesores que tuve en la universidad es que vi un poco de todo, hay buenos profesores que hacen pensar a los alumnos como Borja de Riquer, Pere Gabriel o Ferran Gallego, el problema está en los dinosaurios que llevaban toda la vida allí, entraban a clase y vomitaban la misma lección que llevaban contando desde tiempos inmemoriales.

– ¿Te sientes parte de alguna clase social o comunidad imaginada (nación)?

No me gusta ponerme etiquetas, pero si me lo preguntas jeje me siento de clase trabajadora y si me das a escoger una ideológia, la libertaria. Del anarquismo me interesa su voluntad de hacer inseparable la justicia social con la libertad del individuo- Aunque respeto otras formas de anarquismo, opto por el anarquismo social y el anarcosindicalismo, con capacidad de incidencia real, con sus locales abiertos al resto de la población, ateneos, sindicatos, y propuestas y acciones que puedan influir y llegar a transformar la sociedad. Respecto a los otros anarquismos e ideas que han ido saliendo en los últimos tiempos como el “anarcoprimitivismo” de John Zerzhan, pues hay ideas interesantes en sus textos y libros pero no son una alternativa realista. Soy consciente de que es más que probable que nunca vea una sociedad libre, organizada de abajo arriba con un repartimiento equitativo de la riqueza, pero si que es posible al menos intentar no dejar este mundo peor de lo que está. Hay gente que dice que el anarquismo es utópico, pero pocos de los que lo dicen, saben de cooperativas o cooperitivización de empresas en la actualidad, la revolución makhnovista en Ucrania, o las colectivizaciones durante la Guerra Civil en Catalunya y otros puntos del estado y como las empresas funcionaban igual o mejor que cuando había amos, eso se tendría que estudiar en todos los institutos.

Del anarquismo me interesa su voluntad de hacer inseparables la justicia social y la libertad del individuo

No, no me siento de ninguna nación, hablo catalán normalmente, amo esta lengua porque es la que he utilizado desde pequeño aparte que también me gusta el pa amb tomàquet pero las sardanas no jeje. Pienso que hay que diferenciar el ser catalán como podía ser “el noi del sucre”, con ser nacionalista, querer a una patria, estado, bandera, tradiciones,etc. Pienso que existen lenguas y culturas, pero las patrias y los estados son un invento, además actualmente las fronteras sólo sirven para evitar que los pobres entren en los países “más ricos”. A más nacionalismo español, como reacción a este, ha ido aumentando el nacionalismo/independentismo catalán. En Catalunya gran parte de las noticias giran entorno el procés y la cosa se está haciendo bastante pesada, ya que llevamos seis años con la “matraca” de noticias, políticos, y tertulianos en torno a este. Veremos si en septiembre los políticos catalanes son capaces de desobedecer y hacer el referéndum diga lo que diga el estado español o no estiran más la cuerda y optan por continuar con la canción del “procesimo”. Si los políticos escogen la vía de la desobediencia veremos también la respuesta de la población, porque la independencia no la van a conseguir con manifestaciones una vez al año y la revolució dels somriures, la verdad es que aparte de los políticos no veo a la gente haciendo una Huelga General indefinida por la independencia, y sin una dura presión, el gobierno de España nunca va a dejar que una comunidad rica como Catalunya se independice, tampoco la UE ya que podría servir de precedente para otros países.

Pienso que hay que diferenciar el ser catalán como podía ser “el noi del sucre”, con ser nacionalista, querer a una patria, estado, bandera, tradiciones,etc. Pienso que existen lenguas y culturas, pero las patrias y los estados son un invento, además actualmente las fronteras sólo sirven para evitar que los pobres entren en los países “más ricos” […] no veo a la gente haciendo una Huelga General indefinida por la independencia, y sin una dura presión el gobierno de España nunca va a dejar que una comunidad rica como Catalunya se independice, tampoco la UE, ya que podría servir de precedente para otros países.

– ¿Qué opinión te merece Donald Trump?

Donald Trump es un gran empresario, lo de rico ya le venía de familia, y también un showman, mi opinión es que él no quería ganar las elecciones, sino denunciar un supuesto fraude y a partir de allí montar el circo y quien sabe si hasta algún programa o medio de comunicación. Trump es un outsider dentro de la familia republicana, si bien ha dado muestras de racismo y machismo, no se ha mostrado contrario a las parejas homosexuales, en materia económica parece querer volver a cierto proteccionismo, aunque desconozco si se trata más de declaraciones para ganarse el voto de la clase trabajadora blanca o de verdad va aplicar medidas que promuevan la no deslocalización de empresas. En política exterior es beligerante respeto a Cuba y Palestina, pero no parece serlo respeto a los intereses de Rusia en Europa. En fin, que es un ser despreciable en muchos aspectos, pero la alternativa era Hillary Clinton, una mujer que se ha posicionado firmemente a favor de la guerra del Líbano y Siria. Aparte del machismo y racismo, más que nada no hace mucha gracia que un personaje impredecible sea el presidente de la primera potencia mundial. El mundo está muy loco -en el peor sentido-, un tipo como Obama que su mandato fue el que más bombas ha tirado EUA, es nombrado Nobel de la Paz.

– Siendo un tipo simpático, de crítica ácida, con conciencia social y escritor, es de suponer que debes de tener un montón de proposiciones indecentes…

jajaja y esta pregunta? y alguna decente? No me considero escritor tampoco, aunque he escrito dos libros, el primero fue más de prueba. Siempre me ha gustado hacer bromas de todo y el humor ácido de sacar unas risas de lo peor. En realidad, soy un tipo bastante pesimista, o realista, por ejemplo con el género humano en general, eso no es incompatible con intentar ser agradable o educado con el resto del mundo, a no ser que alguien te la haga, claro. Pienso que a la mayoría de gente le importa poco que escribas un libro o tengas conciencia social, a lo mejor para propuestas de este tipo, es más útil, publicar fotos abrazando delfines, o hacer un change.org contra la guerra o para salvar un Koala. Estamos en la época de las imágenes, de lo fugaz y desechable, claro que hay gente que lee, no me refiero a los que leen libros de Belén Esteban o Paolo Coelho, pero es por vista que entran la mayoría de mensajes. Y al loro, no lo digo como algo únicamente negativo, también se puede conseguir concienciar a la población para alguna causa justa a través de la publicación vídeos en la red o el caso de hackers como anónimos. Cabe decir pero, que la mayoría de personas no tienen suficientes conocimientos para utilizar cierta tecnología, yo me incluyo entre ellos, tampoco la mayoría de población está en las redes sociales, en cambio la gente joven de izquierdas si que está y hasta puede tener más de un perfil, si las redes sociales representaran la realidad, Podemos hubiera ganado las elecciones generales y la CUP las autonómicas. En el caso de las organizaciones y personas de izquierdas y anarquistas pienso que las redes sociales han hecho más daño que bien, debido a que mucha gente siente que ya ha realizado su aportación al cambio con una frase ingeniosa o que por ejemplo en un evento del facebook de tal manifestación aparezca que participaran miles de personas y en realidad acaban apareciendo los cuatro militantes de siempre.

a lo mejor para propuestas de este tipo, es más útil, publicar fotos abrazando delfines, o hacer un change.org contra la guerra o para salvar un Koala. Estamos en la época de las imágenes, de lo fugaz y desechable […]  En el caso de las organizaciones y personas de izquierdas y anarquistas pienso que las redes sociales han hecho más daño que bien, debido a que mucha gente siente que ya ha realizado su aportación al cambio con una frase ingeniosa o que por ejemplo en un evento del facebook de tal manifestación aparezcan que participaran miles de personas y en la realidad acaban apareciendo los cuatro militantes de siempre

– Para finalizar esta entrevista, ¿nos puedes avanzar alguno de tus futuros proyectos?

Un proyecto interesante, por el cuál se podría hacer un “crowfounding” o como se llame, sería enviar a Salvador Sostres, los tertulianos habituales de 13TV, los creadores de programas como Hombres y Mujeres y Viceversa, Pilar Rahola, Mark Serra y políticos y banqueros de diverso pelaje en un Cohete fuera del sistema solar.

No, eso es broma, todo mentira, no me vayan a aplicar la Ley Mordaza… Mi proyecto actual es ir subiendo más información y completando la web de historiadesabadell.com e ir sacandome el grado mientras voy trabajando, y ya está. Prefiero no hacer demasiados futuros proyectos y centrarme en terminar lo que he empezado.

Ah, este viernes 23 de febrero sale el libro, se podrá encontrar a aquí:

raco

Gracias por la entrevista y el espacio, ¡Salud!

Escrito por Arnau B.

Licenciado en Historia por la UAB, 2014. Interesado en Historia Contemporánea, Historia social, Local y del Movimiento Obrero, corrientes socialistas, fascismo, comunismo, sociedades de posguerra y temas de actualidad.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s